Navigate / search

Parque Nacional Revillagigedo, un vestigio para la posteridad mundial

Con sus más de 14.8 millones de hectáreas protegidas, el Parque Nacional Revillagigedo es hoy uno de los principales vestigios naturales que dejarán para la posteridad, los esfuerzos de la presente administración federal.

Así lo aseguró el titular de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp), Alejandro del Mazo Maza, al acudir a la presentación del libro “Parque Nacional Revillagigedo. Refugio de Gigantes”.

En presencia del titular de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), Rafael Pacchiano Alamán, el funcionario destacó la colaboración de instancias como la Procuraduría Federal para la Protección del Ambiente (Profepa), la Secretaría de Marina y la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco).

Aseguró que después de la publicación de los libros de divulgación sobre la biodiversidad de Revillagigedo, por Harry Möller en 1988 y Alberto Priccione en 2005, el libro presentado este martes, es un esfuerzo renovado y actualizado para dar a conocer a la sociedad mexicana, la importancia de este recinto.

La obra da detalle del inmenso patrimonio natural con que cuenta México no sólo por sus recursos naturales, biodiversidad o potencial turístico, sino sobre todo por el enorme beneficio que tiene para las pesquerías del Océano Pacífico.

Esto se debe a que si bien, no permite ningún tipo de pesca al interior de sus limites es de gran beneficio para el mantenimiento de las pesquerías nacionales y todos los países que participan en la pesca en el Pacífico Norte.

Asimismo, el parque nacional facilita la recuperación y regeneración de las poblaciones de las diferentes especies de interés para la pesca comercial, al permitir que puedan refugiarse, alimentarse y reproducirse en el interior del parque.

Aseguró que desde que se declaró como reserva natural, estas acciones se han traducido en un beneficio para las especies y grandes pelágicos que utilizan este recinto para refugiarse.

Este es un sitio excepcional del planeta, ya que de su protección dependen especies icónicas y endémicas, que forman parte del patrimonio no sólo de los mexicanos sino del mundo.

Tal ese el caso de las cuatro especies de reptiles que habitan las islas, 15 especies de aves, 26 de peces, 24 de artrópodos y más del 30 por ciento de las especies vegetales.

Destacó que el valor excepcional de los ecosistemas de Revillagigedo y su biodiversidad ha sido reconocido a nivel internacional, y por ello, la Unesco definió a esta Área Natural Protegida (ANP) como patrimonio natural de la humanidad y un mar prístino, por National Geografic.

 

Día de Muertos, un pretexto para enamorarse de México

Con motivo de una de las festividades más importantes de México, PriceTravel.com brinda una serie de recomendaciones, en las cuales los viajeros se podrán enamorar del país al celebrar Día de Muertos.

En un comunicado, la agencia de viajes en línea señala que Día de Muertos es una de las tradiciones más arraigadas en México, de la cual se desprenden diversas actividades gastronómicas y culturales, que mezclan la cultura popular con la herencia prehispánica.

Y es que esta festividad, declarada Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por la Unesco en 2003, toma diferentes formas, dependiendo de las costumbres de cada comunidad y de los antecedentes históricos de cada región.

Así, la Ciudad de México se convierte en el centro de grandes celebraciones, entre las que destacan las espectaculares ofrendas del Zócalo Capitalino y de Ciudad Universitaria.

En los embarcaderos de Xochimilco también se lleva a cabo una obra teatral, conformada por música contemporánea con instrumentos prehispánicos, en la cual se recrea la leyenda de La Llorona.

En tanto que Pátzcuaro, Michoacán, es reconocido a nivel internacional como el destino turístico por excelencia para visitar durante el Día de Muertos, por sus calles empedradas y su arquitectura colonial.

En este lugar, los pobladores visitan las tumbas de sus familiares y montan ofrendas, en donde ofrecen la comida favorita del difunto, bebidas, flores e incluso algunos llevan la música preferida del familiar al que visitan.

A su vez, y desde hace más de 20 años, la ciudad de Aguascalientes lleva a cabo el Festival de las Calaveras durante la última semana de octubre y la primera de noviembre.

En este festival se pueden disfrutar procesiones de catrinas que recorren las calles, concursos de altares y un corredor gastronómico en el que además del tradicional pan de muerto, se puede disfrutar de una amplia gama de platillos típicos.

Mientras que San Miguel de Allende, en Guanajuato, es una ciudad reconocida por su cultura e impresionante belleza arquitectónica, donde se lleva a cabo el Festival La Calaca, un evento que se enfoca en la difusión de distintas expresiones artísticas así como instalaciones interactivas de arte.

“Sin importar el destino que escojan los viajeros, encontrarán en cualquiera de estos lugares diferentes formas de celebrar este día tan especial para los mexicanos”, apuntó la compañía.

De acuerdo con la Secretaría de Turismo, este año se tiene previsto una derrama de más de 17 mil 300 millones de pesos por Día de Muertos, lo que representa un crecimiento de 3.0 por ciento en comparación con el año pasado.

Esperan más turistas en Pátzcuaro para festividades del 2 de noviembre

Una afluencia de al menos 140 mil visitantes y una ocupación hotelera del 100 por ciento espera el municipio de Pátzcuaro durante el puente con motivo de la Noche de Muertos.

En entrevista, el alcalde, Víctor Manuel Báez señaló que para este año se espera un incremento significativo en el número de visitantes, tanto por las actividades relacionadas con la tradición como por la producción cinematográfica “Coco”,  “mucha gente tiene el interés de conocer los lugares en los que la película se inspiró”, dijo.

También aumentará la derrama económica durante los cuatro días que dure la festividad, pues consideró que podrían alcanzar cerca de 80 millones de pesos, lo cual es positivo, acorde a la tendencia a la alza durante esta temporada de asueto.

Expresó que tienen todos los protocolos de seguridad listos, y entre los que incluye la venta de bebidas alcohólicas controladas en la zona, pues sólo bares y restaurantes podrán ofrecer este producto, en tanto que las tiendas de conveniencia, vinaterías y otros expendios deberán evitar su venta después de las 19:00 horas.

“Debemos cuidar que no se pierda esta mística a una tradición que nada tiene que ver con la representación que hoy hace otra línea que tiene que ver con esta festividad”, expuso.

Agregó que es necesario cuidar “la zona lacustre porque podría ser un patrimonio en riesgo en todo caso”, por ello las medidas que consideraron para la ingesta de bebidas alcohólicas.

Sobre los atractivos que ofrecerán, refirió que la zona lacustre cuenta con escenarios naturales que en esta época del año se iluminan con tradición “tendremos actividades como la interpretación del Requiem de Mozart”.

Además, “exposición de ofrendas en la Plaza Vasco de Quiroga, acabamos de hacer un concurso de arte urbano y la obra estará expuesta en la plaza de San Francisco hasta el 4 de noviembre”, expresó.

Destinos más emblemáticos para celebrar el día de muertos

En 2008 la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura, (UNESCO por sus siglas en inglés) reconoció la celebración del Día de Muertos como parte del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad. Por ello, esta fiesta mexicana es probablemente una de las celebraciones más conocidas dentro y fuera del país, como una de las más representativas de los mexicanos.

 

A lo largo del país, la celebración del Día de Muertos toma diferentes formas que dependen de las costumbres de cada comunidad y los antecedentes históricos de cada región. Para descubrir una forma diferente de celebrar a los muertos, ClickBus, plataforma online líder en la venta de boletos de autobús, te recomienda algunos destinos que destacan por sus pintorescas celebraciones y costumbres.

 

1.Xcaret, Festival de Vida y Muerte 2018.  La cultura maya tiene su propio nombre para el Día de Muertos, Hanal Pixán, que significa comida de las almas. Una forma de conocer el modo maya de esta celebración es acudir al Festival de Vida y Muerte que se lleva a cabo en el parque Xcaret, cerca de Playa del Carmen, del 30 de octubre al 2 de noviembre.

La entrada al parque tiene un costo en línea de $1,709.83 para adultos y $854.83 para niños. Incluye actividades del festival, recorridos entre ríos subterráneos, acceso al acuario de Arrecife Coral, el Mariposario y el Aviario, así como camastros, hamacas y áreas de descanso.

 

2.Janitzio, Lago de Pátzcuaro. La celebración de Día de Muertos en la isla de Janitzio, es una de las más representativas de esta tradición. Miembros de la comunidad indígena de purépechas (también conocidos como tarascos) llegan a la isla en una especie de procesión acuática —acercándose en canoas con una vela encendida en la proa— para pasar toda la noche en vigilia acompañando a sus muertos. El principal atractivo de este destino es la honda religiosidad con la que los lugareños celebran a sus muertos y lo poco que ha cambiado su forma de hacerlo a lo largo de los años.

 

3.Festival de las Calaveras, Aguascalientes. La tierra que vio nacer a José Guadalupe Posada, autor de La Catrina más conocida alrededor del mundo, desarrolla un importante festival desde hace más de 20 años: Festival de las Calaveras. Se lleva a cabo entre la última semana de octubre y la primera de noviembre y en las últimas ediciones ha contado con más de 400 eventos entre los que destacan los recorridos por el centro histórico y los panteones, exposiciones de altares de muertos, conciertos, obras de teatro, además del tradicional Desfile de Calaveras que recorre la Avenida Madero con comparsas y carros alegóricos. La mayoría de las actividades no tienen costo.

 

4.Pomuch, Campeche. Uno de los destinos más famosos internacionalmente para conocer y celebrar el Día de Muertos es Pomuch. Su celebridad se debe a la tradición de sus habitantes que consiste en desenterrar los huesos de los familiares, limpiarlos minuciosamente y devolverlos a la tumba envueltos en servilletas bordadas para la ocasión. El platillo típico de la región en esta época es el pibipollo, o mukbil pollo, una especie de tamal grande de pollo que se cocina bajo tierra.

 

5.La Calaca, Festival Día de Muertos en San Miguel De Allende. Desde 2012, este pueblo mágico ha visto nacer y consolidarse La Calaca, festival de Día de Muertos, un evento que se enfoca en la difusión de distintas expresiones artísticas, como instalaciones interactivas de arte, talleres creativos, tours por los cementerios del pueblo mágico y la exposición de los tradicionales altares. Por las noches, el visitante podrá ver desfiles de disfraces y conciertos al aire libre. La mayoría de los eventos del festival son gratuitos.

 

Cualquiera de estos destinos es garantía de excelentes fotos y de oportunidades para conocer nuevos platillos. Las personas aventureras o las que prefieran viajar en familia, encontrarán en estos lugares  formas originales de celebrar a los difuntos y nutrirse de nuevas y enriquecedoras experiencias.